img

Mercedes-AMG SL

   Los descapotables nunca pasan de moda. Buena muestra de ello es la renovación de un modelo icónico y de gran tradición para la marca. Es el nuevo Mercedes-AMG SL.

   Retoma sus raíces con su clásica capota de lona, su carácter deportivo y su idoneidad para su conducción diaria. Este rodaster de lujo con 2+2 asientos nació hace casi 70 años, en 1952, en Stuttgart, concebido como un bólido de competición apto para las vías públicas, con el nombre de 300 SL (W194) y en el año de su estreno logró un doblete en las 24 horas de Le Mans. En 1954 se presenta su sucesor, el 300 SL (W 198), el mítico Gullwing, o Alas de Gaviota, y desde entonces es una leyenda viva del motor.


   Su emblemático diseño combina su moderna filosofía, con detalles que rememoran su tradición histórica. Presenta dos resaltes longitudinales sobre el largo capó, una batalla larga con voladizos cortos, un habitáculo retrasado con un parabrisas muy tendido y una poderosa zaga. Las 14 lamas de la calandra AMG frontal recuerdan su historia y ahora se muestran faros planos LED con Digital Light, y luces traseras planas con diodos luminosos.

   Beneficiado por la experiencia de Mercedes-AMG en la competición, la aerodinámica del SL es extremadamente eficiente, con numerosos elementos en el frontal y en la zaga, llegando a un coeficiente de resistencia aerodinámica de Cx 0,31, e influyendo así en la estabilidad y el ruido de marcha, tanto con la capota subida como bajada. El nuevo sistema Airpanel de dos componentes con lamas verticales y horizontales en el frontal, el spoiler trasero extensible de posición variable, el perfil de fibra de carbono desplazable en los bajos del vehículo o las nuevas llantas de 19, 20 o 21 pulgadas, son algunos de los elementos aerodinámicos más importantes adaptados al nuevo SL.


   La capota es más ligera que en el modelo anterior, ahorra más espacio, baja el centro de gravedad, tarda 15 segundos en su operación de apertura y cierre, y es accionable en marcha hasta 60 km/h.

   En el interior, los materiales nobles y un acabado perfecto acompañan a un confort insuperable. El visualizador central ajustable de la consola central se centra en el conductor y el cuadro de instrumentos completamente digital está integrado en un visor tridimensional. Los asientos deportivos AMG con ajuste eléctrico y reposacabezas Airscarf integrado con calefacción vienen de serie, y los asientos AMG Performance son opcionales.


   También se integra de serie el sistema MBUX de segunda generación, así como las opciones de menú AMG Performance o AMG Track Pace. El Driving Performance típico de AMG se ve favorecido por una totalmente nueva arquitectura de estructura ligera de aluminio, que garantiza la máxima rigidez, un gran dinamismo y un elevado confort, así como una disposición perfecta de componentes en el interior y proporciones deportivas de la carrocería. El sistema «Hey Mercedes», un asistente de voz inteligente, entiende hasta 28 idiomas.

   Como detalle cabe destacar la inclinación de la pantalla táctil multimedia, que puede ajustarse por vía eléctrica entre 12 y 32 grados, mientras que la unidad central de telemática presenta ocho diseños de la pantalla.

   En su lanzamiento está disponible con un motor AMG V8 biturbo de 4.0 litros con dos niveles de potencia, y por primera vez en el SL, con tracción integral AMG Performance 4MATIC+. El SL 63 4MATIC+ es el tope de gama, con 430 kW (585 CV) de potencia, aceleración de 0 a 100 km/h en 3,6 segundos y velocidad máxima de 315 km/h, mientras que el SL 55 4MATIC+ ofrece 350 kW (476 CV) de potencia, aceleración de 0 a 100 km/h en 3,9 segundos y velocidad máxima de 295 km/h. Más adelante llegará una versión híbrida de altas prestaciones, AMG E Performance.

?

   Con cambio AMG Speedshift MCT 9G de embrague húmedo de serie, el SL 55 4MATIC+ equipa el nuevo tren de rodaje AMG Ride Control, y el SL 65 4MATIC+ el AMG Active Ride Control, con estabilización activa del balanceo, siendo la dirección activa del eje trasero (HAL) parte del equipamiento también por primera vez en el SL.

   Se ofrece con doce pinturas diferentes, incluyendo cinco pinturas metalizadas y seis tonalidades MANUFAKTUR, así como tres colores diferentes para la capota.

Mercedes-AMG SL 00

Mercedes-AMG SL 01

Mercedes-AMG SL 02

Mercedes-AMG SL 03

Mercedes-AMG SL 04

Mercedes-AMG SL 05

Mercedes-AMG SL 06

Mercedes-AMG SL 07

Mercedes-AMG SL 08

Mercedes-AMG SL 09

Mercedes-AMG SL 10

Mercedes-AMG SL 11

Mercedes-AMG SL 12

Mercedes-AMG SL 13

Mercedes-AMG SL 14

Mercedes-AMG SL 15

Mercedes-AMG SL 16

Mercedes-AMG SL 17

Mercedes-AMG SL 18

Mercedes-AMG SL 19

Mercedes-AMG SL 20

Mercedes-AMG SL 21

Mercedes-AMG SL 22

Mercedes-AMG SL 23

Mercedes-AMG SL 24

Mercedes-AMG SL 25

Mercedes-AMG SL 26

Mercedes-AMG SL 27

Mercedes-AMG SL 28

Mercedes-AMG SL 29

Mercedes-AMG SL 30

Mercedes-AMG SL 31

Mercedes-AMG SL 32

Mercedes-AMG SL 33

Mercedes-AMG SL 34

Mercedes-AMG SL 35

Mercedes-AMG SL 36

Mercedes-AMG SL 37

Mercedes-AMG SL 38

Mercedes-AMG SL 39

Ver todas Cerrar


1994-2022 Ediciones Visión S.L. C.I.F.: B-33815291

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios y recoger información estadística. Al acceder a "motovision.es" consideramos que aceptas su uso. Más información